Septimo Vicio - El cine visto desde otros t iempos

Pieter Henket reivindica un espacio propio para el retrato er贸tico de corte chic

La sugerente narrativa cinematogr谩fica del holand茅s se conjura con un desenfrenado y sensual 'american way of life'.

Publicado: 04/03/2013

Destaca en el mundo de la moda y soñó con ser director de cine, pero es en el retrato erótico de corte chic donde más notoriedad ha logrado Pieter Henket (1979), un artista multidisciplinar que prefiere contar historias con una sola imagen. Este autodidacta afincado en New York desde 1998 (ciudad que le ha servido para potenciar un estilo personalísimo con el que pretende trasgredir ciertos límites estéticos y morales) despliega su creatividad en la fotografía en un intento por capturar la esencia de un desenfrenado 'way of life' americano, en el que la fantasía, la sensualidad y el neón se alían en su particular microcosmos iconográfico. Su trabajo es la suma de la decadencia cultural neoyorquina de toda una década embellecida por su lente. “Mis imágenes son un encuentro entre mis ojos y los ojos de los personajes a los que retrato”, apunta el holandés en su web oficial.

Con un diseño de iluminación atrevido, el fotógrafo captura instantáneas en plena acción, donde los rostros y las expresiones de los protagonistas generan en el espectador la sensación de haber irrumpido en la escena de manera causal o accidental. Como ya mostró Hopper en el terreno de la pintura, “las imágenes son capaces de trasmitir qué está pasando, qué sucedió en el momento presente y cómo se cerrará la trama”. Henket, cuya influencia cinéfila se manifiesta en el brillo y en el glamour de una cuidada puesta en escena que recrea cuentos eróticos postmodernos, comparte con Sion Sono su devoción por el fetichismo más kitsch. Su vocación por una narrativa cinematográfica marca una impronta distintiva en su obra.

“Colores, luces, humo y espejos”. La evocación de vibraciones eléctricas, integradas en una ficción sugerente y misteriosa, es un elemento omnipresente en la trayectoria de Henket. Sus complejos montajes de luz, en los que se mezclan los colores como si se tratase de la paleta de un pintor, le han valido para abrirse hueco en el 'star-system' hollywoodiense y entre las celebrities del pop, caso de Lady Gaga, ya que la portada que diseñó en 2008 para su álbum debut 'The Fame' le abrió las puertas del mercado artístico con su entrada institucional en el Museo Metropolitano de New York.

El holandés aboga por la flexibilidad interpretativa del arte y, de este modo, no agotar la obra en una única definición. “Quiero que cada pieza configure una fantasía diferente en cada mente”, puesto que algunas de nuestras experiencias se deben “sentir y no explicar”. Para ilustrar esta idea recurre a 'Deseando amar' de Wong Kar-Wai, en concreto a la inolvidable secuencia que sigue los pasos de Maggie Cheung al hilo de la conocida banda sonora de Shigeru Umebayashi. “Creo que es la cosa más bella que jamás se ha hecho, pero cada persona lo vivirá de manera distinta y no tienen por qué coincidir”.

Rememorando tanto la espontaneidad como el formalismo de Rembrant, 'The interrogation project' (2011) también ha impulsado su carrera. Para esta serie solicitó la colaboración de directores, músicos y actores. Sentados tras una mesa de cocina, pidió que se comportasen como si los hubiesen arrestado por sorpresa y se tuviesen que enfrentar a un interrogatorio policial. Participaron en el proyecto intérpretes como Mary Kate Olsen, William Hurt y la también holandesa Carice van Houten, o cineastas como Stephen Frears y Alejandro González Iñárritu. Además, ha inmortalizado a estrellas del rock revivalista como The Horrors.

María José López

Tags:

Novedades en Septimovicio



Tags populares